miércoles, 19 de mayo de 2010

Viva el fulbo!

Me tienen inflada con el mundial de Sudáfrica. Y eso que falta casi uuuuuuun meeeeees todavía!!!
A ver si para el de básquet, o el de jockey, o el de voley, o el de yachting, o el de atletismo, o el de canotaje, o el de gimnasia, o el de patín, o el de ping pong, o el de softball, o el de tiro con arco, o el de lucha, o el de boxeo femenino, o el de judo, o el de pesas, o el de equitación, o el de karate, o el de remo, o el de esgrima, que también son este año y donde también participamos como país, son todos taaaaaan patriotas. A ver.
Y no, no estoy exagerando. Acá tienen el detalle.
Yo, sin cable, veré cómo me arreglo para ver el de básquet, pero porque me gusta ese deporte y la selección actual es un lujo. No voy a salir con la banderita pintada en los cachetes, porque tampoco lo voy a hacer el 25 de mayo, por más bicentenario que sea, y seguramente en esa fecha no voy a desentonar.

10 comentarios:

La Agartija dijo...

De los mundiales me divierte preguntarle a mis cuñados, o amigos hombres que me expliquen que es el offside. De verdad es un concepto que no logro comprender ni me interesa, pero me entretiene maliciosamente preguntarselos, solo para ponerlos nerviosos haciendoselos repetirmelo 2 o 3 veces. Y si mi paciencia logra sentarse a ver partes de algun partido lo unico que quiero es ver goles (a favor o en contra, no importa), expulsados o reyertas. O penales, los partidos deberian ser solo penales, 5 y 5 y que gane el mejor y listo.

pobreaburrida dijo...

El mundial es algo que siempre me nefregó. Terriblemente. No me gustan los deportes (salvo el patinaje artístico y la gimnasia artística y adjuntos) y no puedo sentarme a ver un partido de fútbol porque no entiendo NADA ni me esfuerzo mucho por hacerlo.

Y tampoco me voy a andar con nada el 25 de Mayo. Carajo. Mierda.

Saludos!

Eugenia.- dijo...

Yo lo veo desde un punto de vista raro (=P) o sea normalmente si lo pensas, en estos dias hay pocas por las cuales sentirse 'nacionalista' entonces cuando un loco que patea una pelota, o la golpea con sus manos o lo que sea, el deporte que sea, la cantidad de gente que sea, representando el pais, solo por la camiseta... y encima gana. Es como... No hay muchas cosas de las que sentirse orgulloso, supongo que el lado del deporte tira mas que leer el diario o hacer algo.

Claro es una teoría estúpida, sin embargo... Como detesto el fútbol!!! Dios, la canción del mundial ya me tiene harta y falta todavía para ese evento, carajo.

Saludos.

Un Poco Rara dijo...

Agartija: jajaja. Así que sos de las que contribuyen al mito de que las minas nunca van a entender qué es el famoso "orsai"? Bueno, yo tampoco sé y no me importa. Y sí, coincido en que los goles son lo más entretenido, sean para el lado que sean. En un partido que termina 0 a 0 hay que hacer pagar a alguien por esa tremenda pérdida de tiempo.

pobreaburrida: yo me acuerdo que con el del 86 me re enganché. Era el primero que vivía a conciencia. Después, en el 90, me prendí con el de basquet, que se hizo acá en Argentina, y nunca más quise saber nada con 11 tipitos corriendo detrás de una pelota en una cancha enorme para entretenerme con 10 haciendolá rebotar en un parquet bastante más chico.
Fuera de eso me gusta ver los deportes amateurs en los Juegos Olímpicos por ejemplo, no tanto por nacionalista sino porque es lindo ver la garra que le ponen por puro amor a lo que hacen.

Eugenia: siempre hubo pocas razones para sentirse nacionalista, siempre estuvimos divididos. Indios y conquistadores, unitarios y federales, criollos e inmigrantes, radicales y peronistas y tantos etcéteras más. El "ser" argentino nunca existió y no veo probable que exista alguna vez. ¿Cómo hacer congeniar a un salteño con un porteño, o a un misionero con un chubutense?
Me parece mucho más loable sentir orgullo por un médico sin fronteras, por un Favaloro, por un Julio Bocca, por una nena que vive debajo de un puente y sale abanderada en la escuela, que por un tipo que gana 30 millones de euros al año, dispuesto a firmar con el mejor postor y que juega mucho mejor para ese que para "la celeste y blanca".
O sea, como espectáculo deportivo, ponele. Pero orgullo no me da ni un poquito.

Posmoderna dijo...

ajajaj me pasa exactamente los mismo, estoy hasta mas masas con el mundial

Francisco "barrabrava" Quinteros dijo...

Soy hombre y el futbol me apasiona. Sin embargo deje la relacion espiritu patriotico y futbol hace muchos años cuando era un adolescente.
Hoy el espiritu mundialista no me llego a conmover ni un poco, creo que los publicistas estan fallando bastante.
Llegue a la conclusion de que el mundial parece ser un evento irrepetible que con un poco de suerte se repite cada cuatro años.

ah... tampoco me interesa el basquet ni el handbal ni el cricket ni nada de eso salvo mi querido independiente.
Ah... me interea un poco el hockey femenino pero por otras cualidades de las jugadoras.

Un Poco Rara dijo...

Posmoderna: qué bueno! Nos podemos juntar y hacer terapia de grupo? Capaz ayuda.

Francisco: que seas hombre no es condición necesaria ni suficiente para que te guste el fútbol eh? Conozco hombres a los que no les gusta y mujeres a las que les encanta. Por lo demás es cierto, vienen flojitas las campañas publicitarias. Justo hoy vi una de Quilmes donde "Dios" le habla a los argentinos confesando las ayuditas que les dio en algunos mundiales pero que en otros fue la pasión la que ayudó. Y me causó gracia que no hubo ninguna manifestación de católicos fanáticos reclamando el cumplimiento del segundo mandamiento, como sí hubo para dejar en claro que el matrimonio entre personas del mismo sexo es "antinatural". Pero eso es otro tema.
Te dejo un saludo, baboso! :P

La Agartija dijo...

yo no entendi esa propaganda, no entendi porque algunas cosas si las hizo Dios y otras no...y los catolicos fanaticos no reaccionaron porque estan muy ocupaditos y preocupaditos con que los gays no se casen y en lo posible que no tengan siquiera derecho a nada mas que a pedirle disculpas a Dios.

Francisco "baboso" Quinteros dijo...

Dios quiere que sea un fanatico de la seleccion pero no ilumina a los brillantes publicistas asi que no logra convencerme.
Los fanaticos catolicos no se quejan porque quieren que los gays no se casen pero seguramente estaran a favor del divorcio gay. Segun ellos hasta la oveja mas negra merece una segunda oportunidad, las ovejas blancas no.

Un Poco Rara dijo...

Agartija: yo tampoco le encuentro la gracia a esa publicidad. Y esos recalcitrantes, que se tiren a un pozo bien hondo y lo tapen con cal viva. No entiendo qué les jode? No es que va a ser obligatorio, pelotudos! Dejen ser!

Francisco: me parece bien que asumas tu babosidad, jaja. Y toda una contradicción esa gente, no? No era que el único que juzga es el Señor y acá abajo somos todos hermanos?