lunes, 28 de junio de 2010

Priceless

Portalámpara nuevo: $4,50.

Comida comprada para el almuerzo: $15.

Que 20 cm de cable viejo te hagan explotar todo al cambiar un foquito y te quedés sin luz un domingo a la noche cuando todavía no te bañaste ni cocinaste y que tu amigo el portero te lo solucione al otro día simplemente quitando el pedazo de cable que no te avivaste de quitar vos y con eso te evite pagarle tus últimos $50 a un electricista, no tiene precio.

6 comentarios:

Micaela dijo...

qué buena onda el portero!
se merece una docena de facturas el domingo a la mañana :B

Un Poco Rara dijo...

Por suerte los domingos no está. Levantarse a la mañana un domingo es sacrilegio.
Le voy a dejar unas facturitas mañana. Por bueno y porque no es chusma como la mayoría de sus colegas.

AntOch dijo...

Totalmente!
A una compañera de la facu le paso algo parecido!
Pero ella se olvido la llave del dpto y un amigo le presto la plata para que comprara una nueva cerradura y xa pagarle al cerrajero!

Y no tenía ni 5! Le tuvo que pedir a la madre que le mandara mas plata!

Un Poco Rara dijo...

Pobre. Son un garrón esos momentos.

Mafalda dijo...

A mi se me cayó la llave por el hueco del ascensor a la madrugada, cuando volvia de una salida con un amigo. Vino la portera y un cerrajero amigo de ella. El hombre logró "pescar" la llave que estaba en el piso de la planta baja con un ganchito y me ahorró una cerradura que habría roto para que yo pueda entrar al dpto...Priceless

Un Poco Rara dijo...

Un divino el señor. También la portera. Qué bueno que todavía haya gente amable, considerada y desinteresada.